Mamá con capa de Superhéroe

 

Justo estoy sentada tomando una taza de té, respirando ese vapor cálido, los pies arriba del sillón y recargando fuerza; recargo fuerza por estos días que se han tornado grises, estos días siento que mi cabeza se está acostumbrando a días malos con dolores de cabeza, días donde me quedo sin bañar, días donde quisiera que esto pasará y que terminará , estoy cansada, dos horas de sueño se vuelven demasiado, días donde cada noticia llega como golpes en mi corazón, la paciencia sigue de nuestro lado pero el alma está quebrandose cada que inyectan una vez más a mi bebé, mis ojos se llenan de lágrimas cada que visitamos al doctor. 

Ser mamá implica llevar una capa de superhéroe pero de bajo de la ropa, sin gritar ni alardear, porque somos pecho de consuelo, somos palabras de aliento, mamá ese esa enorme palabra de amor; porque nadie lo exige, curar una raspadura o un chichón en la cabeza, velar por el sueño de nuestro bebé, acompañar a un hijo sobre la cama de un hospital, o esperar un resultado de algún estudio, ese instante donde tu cuerpo parece inmóvil pero tu cabeza trabaja 5 veces más pensando solucionar o calmar ese dolor de tu hijo, que atañe tus entrañas, ver sufrir a ese pequeño ser que estuvo dentro tu vientre y que viste tan calmado y tan lleno de vida; Pueden pasar días, semanas o meses inclusive años pero ahí está esa mamá con unas ojeras enormes, quitando fiebre con baños tibios en la madrugada, arropando a un pequeño con lágrimas en los ojos, pero con todo el amor de su corazón le pide a dios, a la virgen y al universo que esto pase, que se termine y que proteja a ese pequeño ser que tanto Amamos.

Por todas las mamás que nos encontramos en situaciones difíciles o complejas, que solo esperamos una pronta recuperación, una decisión, un diagnóstico o mejoría de algún hijo, sí, creo que ver a uno de mis hijos en esta situación es la situación más difícil a la que la vida me he enfrentado, pero les comparto algo que le digo a mis familiares; saben cómo nos protegemos? Con el amor y la unión de la familia, estaremos bien, todos los días levántate y agradécele a dios por un nuevo día, ora y pídele que sea un día mejor, confia y ten fé

Ciertos momentos de la vida te ponen pruebas, pero está en nosotros superarlas, no me queda más que decirles, vamos con fuerza.

Gracias por leer, las abrazo

 

Bendiciones hoy y siempre

Deja un comentario